Paula tiene cáncer y quiere que Ricky Martin le mande fuerza antes de empezar quimioterapia

María Paula D’Amico va de acá para allá escuchando Ricky Martin. “Es lo único que suena en su auto”, dice su mejor amiga Cecilia Savoré. Claro que no falta cuando lleva al colegio a la escuela a su hija Tiziana de 5 años. Pero aunque luzca animada y con energía, la mamá de 37 años tiene un cáncer linfático avanzado.

La enfermedad apareció hace dos años cuando le detectaron cáncer de mama. Hizo quimioterapia, “de las pesadas, perdió todo el pelo”, agrega Savoré. Además de mastectomía y rayos. Y cuando todo parecía estar bastante encaminado, se palpó un ganglio en el pecho y después de una batería de estudios recibió la peor noticia: el cáncer había vuelto.

De nuevo quimioterapia, intravenosa y oral, pero sin resultados. La semana que viene, el viernes 26, va a someterse de nuevo a una quimio de sesiones de ocho horas que se suman a rayos todos los días para tratar de extenderle la vida lo más posible, así puede ver crecer a su hija.

En una de esas idas y vuelta al colegio, las otras madres le preguntaron qué quería hacer antes de volver a la quimio y su respuesta sorprendió: “Quiero que Ricky Martin me mande un saludo buena onda para empezar con energía el tratamiento”.

Así fue como Cecilia y otros de sus amigos se pusieron en campaña con el hashtag #RickyPorPau que empezó desde la cuenta de la madrina de Tiziana pero ya llegó a diferentes rincones, haciendo su camino hacia Ricky.

Fuente: La Nación

¿Qué opinas de esta nota?

Compartir