Bailar más. Un tratamiento que funciona para el cuerpo y para el alma

Cuando el esfuerzo vuelve insostenible la actividad física, hay disciplinas que empujan a entrar en movimiento sin resignar la diversión

Empieza el frío y la motivación para hacer actividad física decae. El faltazo al gimnasio, el eterno “el lunes arranco” y así. Una vez más llega la confirmación incuestionable de que para quienes el ejercicio es más una obligación que una elección, el esfuerzo sin pasarla bien no es sostenible.

Ahí entra en escena el baile, una de las formas más entretenidas de hacer actividad física. Además de ser un aliado para mantener un cuerpo saludable, moverse al ritmo de la música ayuda a mejorar el estado de ánimo y a interactuar socialmente.

Bailar está de moda y cada vez atrae a más gente a la que no le divierte el ejercicio o se aburre en los gimnasios. Además, aumenta el nivel de endorfinas en sangre, las hormonas relacionadas con el buen humor y la sensación de bienestar.

Es una buena herramienta tanto para mantener nuestro peso como para perderlo, siempre acompañándolo de una buena alimentación. No nos va a servir de nada gastar calorías bailando para después ganarlas al comer el doble o eligiendo alimentos poco saludables”, explica la nutricionista María Constanza Dvorkin de Buhacoff (M.N.2994)

Los especialistas recomiendan hacer actividad física unos 30 minutos diarios para estar en forma. El mínimo ideal es tomar clases de baile tres veces por semana, “pero el que no puede llegar a esa cantidad de clases semanales, aunque haga una vez que serían cuatro al mes ya es ganancia contra alguien que se queda sentado sin hacer nada”.
Las clases grupales son buenas aliadas para conocer gente, se genera interacción con los compañeros y relaciones de amistad. Además de ser una excusa para mover el cuerpo, compartir las clases con otros sirven para perder la vergüenza y mejorar la autoestima.
Tanto las clases de baile en los gimnasios como en los estudios en los que también se impulsa la veta artística o el intercambio social, sirven y hay muchas opciones para elegir, aquí proponemos una:
Zumba
Es una actividad física que combina pasos básicos de baile con ejercicios de tonificación muscular a través de coreografías muy simples para que todo el mundo las pueda seguir. “Trae excelentes resultados para aquellos que buscan bajar de peso, ayuda mucho a hipertensos y a los que necesitan controlar el colesterol, porque es una actividad aeróbica. Además, es muy terapéutico el tema de trabajar con música que le guste a la gente, porque los ritmos de moda que escuchamos en la radio están en una clase de gimnasia”, dijo Carolina Gatti, instructora desde hace 12 años y una de las pioneras de zumba en Argentina.
Fuente: La Nación

¿Qué opinas de esta nota?

Compartir