Caso Chirino: 8 años de injusticia e impunidad

Mañana 28 de marzo se cumple un año más de la muerte de Romina Chirino. Después de 8 años de pura y descarada impunidad, la familia realizará un repudio a la Justicia en la puerta de Tribunales.

Familiares de víctimas de accidentes de tránsito vuelven a manifestarse hoy frente a Tribunales.

La madrugada del 27 de marzo de 2005, Romina volvía de un cumpleaños con su hermano por las calles de Media Agua, cuando un motociclista intentó tocar a la chica, la golpeó y luego la atropelló. El culpable (no ante la justicia), Ricardo “El Piri” Gómez , huyó.

El Hospital de Mediagua fue denunciado por no querer atender a la chica y las casualidades de la vida quisieron que el médico que la atendió, Alberto Gómez,  fuera hermano del asesino. Asesino, porque Romina falleció el domingo por los golpes sufridos en el “accidente” y, según su familia, también poseía golpes del cuerpo de Gómez en su cuerpo.

La indignación y la negligencia por parte de cada una de las instituciones responsables (Policía, Salud Pública, Justicia) no da paz ni a su familia ni a las familias de otras víctimas por accidentes en la vía pública.

Su mamá Clarita, brindó una entrevista a Radio Sarmiento y expresó que “al ser feriado nos reunimos hoy desde las 10:00 hasta las 12:00 hs. en repudio de lo que pudo ser y no fue con la Justicia. Es para ver si vemos algún cambio en la justicia en otros casos”.

La señora, además de perder a su hija, no encontró respuestas de las autoridades. “Falleció. La justicia fue una vergüenza, no condenó al asesino de mi hija, tampoco los médicos fueron investigados. Yo creo que fue una burla para nosotros y para toda la gente que nos acompañaba y esperaba justicia”, sentenció Clarita.

Días después del caso inhabilitaron al Piri Gómez para conducir, sin embargo Clarita afirmó que “al otro día andaba en un auto del hermano”. “Varias personas dicen que hace lo mismo a las chicas. A nuestra hija ya no la tenemos y él sigue la vida”.

Impunidad. Injusticia. Negligencia. “Él anda como si hubiera matado a un animal, y a mí me sacó un pedazo de vida”.

¿Qué opinas de esta nota?