Qué hizo Disney con estas niñas…

De Britney a Miley Cyrus, atravesando a Lindsay Lohan… un repaso por las niñas prodigio a las que la fama las terminó llevando por el mal camino.

Pasado y presente. Una recorrida por ex niñas dulces e inocentes que Disney lanzó al mundo.
Pasado y presente. Una recorrida por ex niñas dulces e inocentes que Disney lanzó al mundo.

 

Sobran los ejemplos: no es fácil ser un niño prodigio. Mucho más si el talento y el carisma innatos son utilizados por un gigante del entretenimiento para construir una carrera mediática que te catapulta a la fama mundial de la noche a la mañana.

Los estudios Disney han funcionado, históricamente, como una cantera de nombres de los que se nutrieron Hollywood y las cadenas de televisión durante décadas. Si bien el emporio del ratón Mickey siempre cuidó y trató bien a sus estrellas, algunas de sus niñas inocentes se desviaron del camino, escaparon de su protección y crecieron para convertirse en femmes fatales con debilidad por los excesos. A propósito del reciente destape de Miley Cyrus, siete chicas buenas de Disney que mordieron la banquina.

 

Miley Cyrus

Durante cuatro temporadas fue la naïf estrella pop Hannah Montana, presente en series, discos y hasta una película 3D. En 2011 dejó Disney, empezó a mostrar más piel, grabó en un disco tributo a Bob Dylan y coqueteó con la marihuana. Su último video, «We Can’t Stop», bien podría ser un sueño húmedo de la abuela Madonna.

 

Christina Aguilera

Antes de ser jurado de The Voice, Christina fue la niña con vozarrón de cantante negra en The Mickey Mouse Club en 1993. Su irrupción como rival pop de Britney en 1999 fue la antesala de su destape como corchito erótico en una carrera con tantos altibajos como escotes y minifaldas.

 

Selena Gomez

En 2007 sorprendió como la brujita adolescente Alex en la serie de Disney Channel «Los Magos de Waverly Place» y al poco tiempo probó suerte con la música junto a la banda The Scene. Finalizado el ciclo, la (¿ex?) novia de Justin Bieber comenzó su carrera solista y reveló su costado más sensual en la genial Spring Breakers de Harmony Korine.

 

Demi Lovato

Participó en varias series de Disney hasta que fue protagonista junto a los Jonas Brothers del telefilm Camp Rock, con el que empezó una carrera como cantante solista. Pero en 2010 ingresó en una clínica de rehabilitación, entre rumores de bulimia e intentos de suicidio que nunca fueron del todo aclarados. Pasta de rockstar.

 

Vanessa Hudgens

Saltó a la fama como la Gabriella Montez de High School Musical y consiguió lo que millones de adolescentes querían: enamorar a Zac Efron. Pero la pasión pudo más que la precaución y en 2007 aparecieron fotos desnudas que le envío al joven galán por chat. Nunca pudo recuperarse de este escándalo mediático y optó por abandonar la imagen de niña buena para abrazar a su perra interior. Su última canción, presente en la OST de «Spring Breakers», lleva por título «$$$ex».

 

Britney Spears

La que supo ser la Princesa del Pop fue compañera de Aguilera en The Mickey Mouse Club pero rápidamente dejó las orejitas de ratón por el uniforme de colegiala sexy. Desde matrimonios que duran horas hasta ataques a la prensa con paraguas, no hay nada que Britney no haya hecho desde entonces.

 

Lindsay Lohan

Sólo existe en Hollywood un nombre salido de Disney que generó más escándalos que Britney: Lindsay Lohan. Allá lejos y hace tiempo fue una niña pelirroja multiplicada por dos en Juego de gemelas. Hoy pasa más tiempo en rehabilitación y detenida que trabajando, pero no podemos dejar de amarla tal como es.

 

Por Tomás Balmaceda para Revista Rolling Stones

¿Qué opinas de esta nota?