Nueva tendencia: Hoteles Hi-Tech

Wi-Fi gratuito, televisores interactivos y paneles de control, son los nuevos servicios que turistas tecnologizados reclaman de los hoteles.

Interés. Cada vez son más los turistas que reclaman alta tecnología en sus hoteles.
Interés. Cada vez son más los turistas que reclaman alta tecnología en sus hoteles.

Fuente: La Nación

Ya no basta con almohadas mullidas, un suculento desayuno y un buen servicio: los huéspedes reclaman más tecnología y la valoran tanto como al mejor de los colchones. Los hoteles del país, siguiendo la tendencia internacional, incorporan cada vez más servicios para complacer a los turistas tecno. Buenas conexiones de Wi-Fi, puertos para dispositivos móviles, televisores interactivos, impresoras inalámbricas y hasta persianas que suben y bajan con un botón son sólo algunas de las innovaciones que se suman a la gran lista de amenidades, a esta altura fundamentales, de los hoteles.

De hecho, tener Wi-Fi gratuito fue la amenidad considerada más importante en el interior de la habitación, según una reciente encuesta del portal Hoteles.com. Los hoteles nuevos corren con ventajas porque pueden diseñar los servicios tecnológicos que ofrecerán desde la piedra fundamental, sin necesidad de entrar en obras monumentales como les sucede a los que están en funcionamiento.

Ese es el caso del Arakur, un nuevo cinco estrellas recientemente inaugurado en la Reserva Natural Cerro Alarkén en Ushuaia, que fue concebido como un edificio ciento por ciento tecnológico.

«Se construyó con una obsesión por la tecnología, pero no hacemos alarde de la tecnología, sino que la aplicamos para un mejor confort del pasajero. El edificio está totalmente computarizado», explica Ernesto Draque, gerente de Marketing y Ventas del hotel, que pertenece a The Leading Hotels of the World.

Los huéspedes disfrutan de Smart TV, Wi-Fi y un sistema de domótica en la habitación: por medio de una pantalla touch pueden, por ejemplo, programar el despertador. A la hora señalada, una música clásica creada para la ocasión comenzará a sonar suavemente. Si lo desean, también se abrirán las cortinas y el black out de manera automática, todo sincronizado. El gimnasio es technogym, con máquinas que tienen pantallas touch con TV e Internet, y las piscinas son automatizadas.

Entre las cosas que no se ven, es un hotel con arquitectura sustentable, para el cuidado del medio ambiente y cuidado energético: cuenta con planta potabilizadora y no usa gas. También tiene un sistema de renovación de aire y de humidificación, que les permite mantener los niveles exactos de temperatura.

«Sabemos lo que pasa en cada habitación porque hay un panel de control en la Recepción: si quedó una ventana abierta, si están las luces encendidas o si el pasajero en el momento del check out dejó la caja de seguridad cerrada y se olvidó sus cosas. Es uno de los pocos hoteles del mundo que maneja domótica y no creo que se repita en la Argentina», agrega Draque.

Algo similar sucedió con el Alvear Art, que desde la construcción fue diseñado para ofrecer un novedoso sistema de televisión interactiva en una plataforma conectada por fibra óptica. Con unas simples pulsaciones del control remoto, además de ver la programación de TV habitual y películas se accede a un menú con la carta de room service y del restaurante con las tarifas, los tratamientos del spa y horarios, datos sobre paseos en la ciudad y hasta se puede chequear los gastos acumulados.

Este nuevo sistema les permite ser más ecofriendly y ahorrar papel: «No imprimimos más cartas de bienvenida ni carta del restaurante para dejar en las habitaciones, todo se puede buscar muy fácilmente en el menú del sistema. Pudimos unificar Conserjería con Recepción porque se necesita menos gente», explica Sonia Costa, coordinadora de Marketing y Ventas del Alvear Art, que abrió hace un año en Buenos Aires.

Una nueva versión de esta solución que se llama Hospitality permitirá directamente tener el control remoto en el teléfono celular: «Este sistema, que está instalado en 70.000 habitaciones en el mundo, permitirá bajarse una aplicación al celular y desde allí controlar la tele», adelanta Ignacio Ardohain, gerente comercial de FiberCorp, encargo de instalar el sistema en varios hoteles de la ciudad.

«Es una plataforma customizada para cada hotel, cada uno elige qué servicios quiere ofrecer, ellos deciden según sus necesidades», agrega.

Como nuevo

El Four Seasons Buenos Aires realizó una gran reforma en habitaciones y salones con una inversión de 50 millones de dólares, principalmente con objeto de tecnologizar el hotel.

«La tecnología fue parte del cambio total del hotel. Era necesario que un producto que lucía como los hoteles de las grandes capitales del mundo ofreciera una tecnología acorde. Además, la tecnología de última generación es algo que el huésped de hoteles de lujo espera de la misma manera que un servicio impecable. No es un amenity, es parte de lo que esperan», explica Gabriel Oliveri, director de Sales & Marketing del hotel.

El nuevo servicio de VideoOnDemand en las habitaciones del Four Seasons Buenos Aires le permite a los huéspedes compartir el contenido de su tablet o smartphone vía Wi-Fi en la TV y hacer check out sin necesidad de pasar por Recepción, entre otras funciones. Los pasajeros pueden imprimir desde su smartphone, tablet o notebook directamente al Business Center y mirar televisión a través del espejo del baño.

Las salas de reuniones cuentan con videoconferencia, pantalla touch de 55″ para tomar notas durante el evento y llevarse las notas.

«Nuestros huéspedes esperan que estemos a la altura de lo que tienen en su vida diaria, son muy viajados y tienen la más alta tecnología», agrega Oliveri.

En el Sofitel Buenos Aires Arroyo también están sumando nuevas tecnologías, para atender las demandas de los pasajeros: «Los huéspedes piden mucha conectividad para poder usar sus propios aparatos y los cambios apuntaron a eso: ofrecemos Wi-Fi gratuito, reforzamos el ancho de banda, instalamos impresoras Wi-Fi y un panel de múltiples conexiones para diferentes dispositivos en las habitaciones», dice Carlos Bailo, Maintenance Manager del hotel.

Ahora están implementando Hot SOS, donde los pasajeros hacen sus pedidos a la operadora y desde allí se redirecciona a la persona encargada, lo que baja el tiempo de respuesta.

Además de lo que se ve, las nuevas tecnologías ayudan en la operación interna, que no se ve. «Gracias a los nuevos sistemas de iluminación consumimos 40% menos de energía que hace 10 años y con muchos más artefactos funcionando», continúa.

Hilton Buenos Aires incorporó pantallas digitales en los espacios públicos, como ascensores e ingresos a salones donde se puede obtener información sobre los eventos que se están desarrollando en el hotel y sus ubicaciones. El sistema de señalización digital permite la personalización con información en tiempo real sobre el evento que se está desarrollando. También ofrece Internet sin cargo en los espacios públicos.

Llave digital

Aunque todavía no llegó a las propiedades en la Argentina, la cadena de hoteles Starwood, que entre otras marcas es propietaria de Sheraton, comenzó un programa piloto en el que sus huéspedes podrán acceder a sus habitaciones por medio del sensor Bluetooth 4.0 y la app de Starwood Preferred Guest de la cadena hotelera.

Tres opciones

Eccleston Square Hotel. Este cinco estrellas de Londres es considerado como uno de los más tecnológicos. Ofrece un solo dispositivo para manejar todo en la habitación: iPad2, que permite controlar la calefacción, las luces, la televisión, el despertador y las cortinas, y además hacer una reserva al restaurante, anotarse en el spa o incluso definir la hora en que el servicio de limpieza puede entrar.

Blow Up Hall. Blow Up Hall, en Polonia, es como una pieza de arte. Una vez que el huésped entra en el lobby se suma a las más de 2,4 millones de pequeñas imágenes que captan las cámaras de video repartidas por todo el hotel. Los viajeros podrán verse reflejados en las paredes y los suelos del mismo. Además las habitaciones no tienen número; una de las políticas de este cinco estrellas es mantener el trato personalizado al máximo y por eso a cada huésped se le entrega un iPhone que guía al viajero hasta su destino, y que posteriormente se sincroniza con la cerradura eléctrica de la puerta.

Ushuaia Ibiza Beach. Con nombre del Fin del Mundo, pero en las playas de Ibiza busca cautivar al público tecno, joven e hiperconectado. Cuando el huésped camina por los pasillos de este cinco estrellas puede encontrarse con columnas de Facebook que le permiten subir fotos, videos, actualizar el estado, en pocos minutos y en cualquier rincón del hotel. Sólo con pasar una pulsera por el sensor, el acceso a esta red social es instantáneo. Otro atractivo un tanto particular es el de contar con luces LED, que controlan el estado anímico de los pasajeros.

¿Qué opinas de esta nota?