La Justicia cerró las puertas de Cromañón a casi 10 años de la tragedia

El boliche estaba abierto y cualquiera podía ingresar ya que era vigilado esporádicamente por la Policía. Una sobreviviente entró y lo denunció. Ahora bajaron las persianas y tiene custodia permanente.

cromañon

El boliche que se convirtió en una trampa mortal la noche del 30 de diciembre del 2004 estaba abierto. Cualquiera podía ingresar ya que sólo lo cubría un chapón oxidado en la puerta y era vigilado esporádicamente por un policía.

Aunque la Justicia había clausurado el lugar, cualquiera podía ingresar. Así fue que la semana pasada salieron a la luz imágenes actuales del lugar, el cual está intacto luego de la fatídica noche.

cromañon1

Una bandera de callejeros cuelga atrás del escenario. Zapatillas y marcas de manos en las paredes todavía se observan dentro del local. Incluso, hay quienes sostienen que todavía hay olor a quemado debido al encierro. Gracias a una investigación periodística, se pudo ver cómo el boliche todavía estaba intacto después de la tragedia que está a punto de cumplir 10 años.

Días después de su publicación, la Justicia decidió clausurar y cerrar las puertas del boliche. Ahora, se encuentran las persianas totalmente bajas y hay varios carteles con la leyenda «clausurado». También hay dos policías en la puerta: uno de la Federal y otro de la Metropolitana.

cromañon2

El edificio que pertenece a Rafael Levy y a pesar de que está inscripto en un complejo sistema de asociaciones anónimas, está a la espera de que se completen los juicios civiles. Ya no quedan pericias por hacer, porque el tribunal que confirmará la sentencia no revisará las pruebas sino las condenas.

Desde el Gobierno de la Ciudad aseguraron que por ahora no hay proyectos presentados para reconvertir el lugar.

Fuente: Minuto Uno.

¿Qué opinas de esta nota?