Lo tips de los periodistas sanjuaninos para sobrevivir a las elecciones

DIARIO MÓVIL charló con los cronistas del día. Contaron cómo se preparan antes de los comicios, cómo cubren la jornada y el día posterior; ya con los resultados puestos.

Foto exclusiva de Mara Belzagui para DIARIO MÓVIL

Para el que no disfruta de la política una jornada de elecciones puede ser agotadora. Sin embargo, hay otra parte de la población que espera ansiosamente este día y se prepara para cubrirlo de la mejor manera.

Esto dijeron a DIARIO MÓVIL los periodistas sanjuaninos que cubren la sección política.

Maby Muñoz, de Radio Show, lleva 20 años cubriendo elecciones. El día de votación es para ella el momento cúlmine de una campaña que ha venido siguiendo en días previos. «Vas siguiendo el cronograma horario, seguís a los que miden mejor y acompañando las elecciones de la gente, con notas color», contó. Y el mejor aliado para durar con pilas toda la jornada es «aprovechar que por lo general hay un ‘break’, entre la votación de candidatos a las 10, 11 de la mañana como para tomar un cafecito de parado».

Roxana Carmona, periodista de FM 107. 7 Pop life, cubre elecciones desde la vuelta de la democracia. «El tip es estar puntual, aunque uno sabe que siempre se retrasan los candidatos para votar, hay que saber qué va a pasar con cada uno». Lo único que no disfruta de estas coberturas es que al ser bajita suele quedar en medio de la horda de cronistas que siguen a un candidato al llegar a la escuela en que vota, y en ese amontonamiento termina como moviéndose con la masa, «me llevan como en un pogo», contó entre risas. Y las energías para este domingo vienen de adentro. «Lo tomo como una fiesta, es la renovación de la democracia. En mi adolescencia conocí esa recuperación y ahora en la adultez saber lo importante que es, así lo cubro para la gente».

Natalia Caballero, periodista de Tiempo de San Juan, lleva 10 años especializándose en política. «La organización la armamos en equipo y varios días antes. Desde hace bastante tiempo cubro los cierres y no tengo horario de salida. Como puedo estar lista a las 12, como que puedo irme a las 4», confesó. «Arranco temprano porque no puedo perder detalles, me apasiona cubrir elecciones». Los momentos claves que ordena son la votación de cada candidato, sus declaraciones, cierre de la votación y difusión de resultados.

«Para esas trasnochadas de laburo, nada como un mega café, mi mejor amigo desde que elegí ser periodista», contó Natalia.

En el punto opuesto está Matías Naranjo de Estación Claridad que prefiere ni desayunar de la ansiedad. «La noche anterior me cuesta dormir pensando en el día de la elección, las nota para hacer y tener datos para salir al aire constantemente, tratar de no caer en frases hechas», contó. Trabaja desde los 17 años. «Empecé en radio y luego en tele; y es muy distinto el manejo de los tiempos».

Las anécdotas de los periodistas en elecciones

Maby Muñoz contó que siempre le conmueve la vocación de la gente mayor que va a votar, aún eximidos de la obligatoriedad. «Hay gente que vive lejos, pero tiene la voluntad. O la expectativa de los chicos de 16 años cuando pudieron votar por primera vez, ver ese compromiso me conmueve».

A otros como a Natalia Caballero le llaman la atención la vocación de los candidatos. «Recuerdo las elecciones del 2011 que seguí toda la campaña de José Luis Gioja para Diario Huarpe. Mi día empezaba a las 6 y terminaba a la medianoche. De pronto, recorrí dos veces San Juan en dos meses. El último día fue en Calingasta. Estaba fusilada. Un viento terroso nos complicaba la cobertura. Me descompuse mientras los candidatos seguían a full. Entendí la pasión política porque con 40 años más que yo ellos tenían un millón más de pilas», analizó.

Por su parte Matías Naranjo recuerda como si fuera hoy la última campaña de Gioja cuando se cayó el helicóptero en Valle Fértil. «Grabé con mi celular y esas imágenes salieron en todos lados. Fueron momentos de temor porque el rotor del helicóptero seguía andando cuando nos acercábamos para informar y creímos que se podía prender fuego todo».

Pero también hay anécdotas chistosas. «Cuando trabajé en Radio San Martín, cubrí una elección en una moto Dax 70 y me pusieron un manos libres tipo call center. Querían que saliera al aire contando por donde iba el gobernador en ese momento, como haciendo un seguimiento. Aunque no se veía querían que fuera adrenalínico. Era una motito chiquita», contó.

«En otra ocasión, no para elecciones, vino a San Juan Lilita Carrió. Me llevaron hasta Media Agua a esperarla con una bandeja de salame picado en una bandeja y media trincha. Y cuando llegó le pasé la bandeja, la saqué al aire y después le di un celular para que siguiera saliendo al aire, hablando con el estudio. ¡Y me devolvió el celular en el centro y la bandeja venía pelada!», recordó entre risas.

¿Qué opinas de esta nota?