Ana María Picchio: «No me cierran las cuentas, las cosas no están bien»

La actriz volvió a hablar de su difícil situación económica que la obligó, por ejemplo, a ir al teatro donde trabaja en subte.

Ana María Picchio sorprendió hace algunos días cuando habló de su situación económica. «Tuve que dejar el auto… al teatro me voy en subte», confesó la actriz en una entrevista radial. También contó que había cambiado sus hábitos de consumo y que, por ejemplo, compraba las frutas y verduras justas para cada día.

Sus palabras se reprodujeron en todos los medios, pero Picchio no tiene ganas de magnificar el tema. En diálogo con Los ángeles de la mañana se quejó de que los cronistas la buscaran a la salida del teatro para hablar de estas declaraciones, y resumió: «Dije que las circunstancias no me eran favorables en este momento y lo sigo diciendo. No me cierran las cuentas«.

Cuando el cronista indagó sobre su estilo de vida, agregó: «Tengo dificultades y nunca las había tenido; es la primera vez, las cosas no están bien. Trato de hacer malabares para estar un poco más contenta de lo que se me ve».

En la nota radial que originó el debate, Picchio había expresado en profundidad su pensamiento sobre la situación del país: «Es muy triste lo que está pasando. Lo veo muy mal. Es que a mí me va mal, y no me iba mal. Uno siempre tiene un restito de todo, de laburo, un poquito más que otros, pero yo nunca pensé que íbamos a caer en este remolino terrible».

«No soy miserable, yo gasto cuando tengo plata pero ahora me compro la fruta que necesito, las verduras, todo lo justo. Al teatro me voy en subte todos los días . Cuando estoy muy cansada me vengo con Pablito Rago (su compañero de elenco) que viene en taxi y me tira acá en la esquina, pero si no, no me da el presupuesto. El auto, más la cochera, esos cálculos que antes eran normales», se lamentó.

La crisis, según Picchio, también impactó en el corte de tickets teatrales. «No se gana lo mismo porque la gente no viene como antes. Hice muchas temporadas en Buenos Aires en verano y era un éxito de locos. Hay un 48 por ciento de inflación para el año, es un horror».

¿Qué opinas de esta nota?

Compartir