Puso una cámara en su casa y descubrió que el cuidador golpeaba a su hijo discapacitado

Una mujer logró registrar el momento del maltrato y fue corriendo a la Policía. El nene sufre una parálisis cerebral. Ahora, temen una venganza.

Lucas Hansen tiene 21 años y una parálisis cerebral severa. «Es un bebé de dos años en el cuerpo de un hombre», explicó su mamá. María Arce tiene 61 años, vive sola con su hijo y es jubilada. Esta semana tuvo que enfrentar una dolorosa realidad: el cuidador, Victor Piñero, que había contratado para atender a su hijo lo golpeaba salvajemente. Trabajó un mes y medio en su casa de Jujuy.

Arce descubrió el maltrato porque creía que el enfermero le robaba. Por eso, decidió colocar cámaras de seguridad para confirmar o descartar sus sospechas. «Primero me desaparecieron cuatro mil o cinco mil pesos, pensé que podría haberlos perdido, pero un día después me faltaba la plata que había prestado mi hijo», contó a TN.com.ar.

Las cámaras le dieron la razón, pero también le hicieron ver algo que no imaginaba: el cuidador golpeaba y le tapaba la cara a Lucas con una almohada mientras revisaba toda la casa. «Lucas no habla, no camina, no se puede mover, no tiene reflejos de defensa. Depende totalmente de nosotros. A la mañana contraté una persona que me ayudara porque es muy grande y yo no lo puedo mover para higienizarlo, también para poder hacer trámites», relató la mamá de Lucas.

Y detalló: «Estaba fuera de la casa y miré la aplicación en el celular para ver las cámaras y lo vi entrando a mi habitación y revisar todo. Me puse muy mal, fui para la casa de mi hijo a contarle y en el camino veo cómo le estaba pegando a Lucas. Le tapaba la cara con una almohada… Ahí me enojé, lloraba como loca y no había forma de consolarme. Estaba sorprendida y asustada. Fuimos a la policía que enseguida decidieron ir a detenerlo después de ver las imágenes. Fue un sinvergüenza, tratar así a un chico que no se puede defender es imperdonable».

El cuidador continúa detenido por lesiones leves y hurto pero Arce sabe que no lo estará por mucho tiempo. Por eso, pidió una perimetral. «Ese hombre sabe todas mis costumbres y que vivo sola con mi hijo. Tengo miedo de que nos venga a buscar», dijo.

Fuente: TN

¿Qué opinas de esta nota?