Aseguran que en San Juan los JUBILADOS no perdieron frente a la INFLACIÓN

Así lo dijo el director regional de Cuyo de ANSES respecto al impacto que los incrementos en las jubilaciones tienen en Cuyo. 


“La ley de movilidad jubilatoria que fue aprobada en diciembre del 2017, en los últimos dos años generó una pérdida del poder adquisitivo en los beneficiarios de seguridad social de un 19,5% contra la inflación, por lo tanto, una de las primeras decisiones que tomó el presidente fue llevar esa movilidad”, señaló el director regional de Cuyo de ANSES, Carlos Gallo, en Bohemia FM.

El funcionario aseguró que en Cuyo los jubilados no perdieron ante la inflación con los nuevos incrementos.

Gallo dijo que el presidente Alberto Fernández “tomó dos definiciones: dar dos aumentos por decreto y generar una nueva ley de movilidad que está en el Congreso para su tratamiento, mientras tanto se va dando los aumentos”.

Así, con el cuarto aumento del año que se otorgará en diciembre y será de un 5%, en el año se acumulará un incremento del 35,3% para los jubilados.

Según destacó Gallo, una ley de movilidad jubilatoria “debe tener dos factores: uno es buscar la sustentabilidad del sistema de seguridad social y el otro tener una ganancia en el poder adquisitivo”.

“Para ello tenemos que buscar un equilibrio en los ingresos y egresos de la caja de seguridad social que se alimenta de aportes y contribuciones, alrededor de un 50% y el otro 50% de los impuestos que llegan al ANSES”, explicó.

Es por ello que se considera que “una ley de movilidad debe estar atada a los ingresos, sino se genera un desequilibrio, que por exceso o defecto puede generar una perdida del poder adquisitivo de los adultos mayores o un quiebre en el sistema de seguridad social que es lo que buscaba el gobierno anterior”.

“La ley que se busca ahora es muy similar a la que rigió entre el 2008 y 2017 que generó un 26% de ganancias en el poder adquisitivo de los adultos mayores y sostuvo un sistema de seguridad social sustentable”.

En contrapartida, consideró que la normativa que rigió desde diciembre del 2017 al 2019 “generó una perdida del poder adquisitivo de un 19,5% y el sistema de seguridad social tuvo un déficit de 150.000 millones de pesos y el fondo de garantía cayo en un 50% (30.000 millones de dólares)”

“En los últimos tres años tuvimos un déficit de 500.000 millones de pesos porque se vaciaron los aportes y las contribuciones y por la caída del consumo que sucedió en los últimos años”, enfatizó.

Fuente: Bohemia FM y E-noticias.

¿Qué opinas de esta nota?