Cuatro jóvenes GOLPEARON a un policía y casi le ROBAN el ARMA porque les pidió que se detuvieran

Los jóvenes circulaban en un auto y el uniformado había pedido que se detuvieran.


Un preocupante hecho ocurrió durante el fin de semana en Sampacho, localidad cordobesa ubicada en el departamento Río Cuarto. La víctima es un agente de la Policía de Córdoba que fue sometido durante largos minutos por un grupo de violentos.

La imagen quedó registrada en videos que filmaron tanto vecinos que se alertaron por los gritos como los mismos atacantes. Los agresores redujeron al efectivo policial, lo inmovilizaron y hasta amenazaron con robarle su arma reglamentaria.

El policía agredido, de apellido Fernández, suplicaba que lo suelten. Mientras, los violentos le exigían en tono amenazante que se tranquilice. “Sacale el arma, sacale el arma”, repetía uno de ellos.

Qué pasó

Según publicó FM Music 94.3 de Sampacho, el policía le dio la voz de alto a un auto que circulaba de forma peligrosa y en el que los cuatro jóvenes ocupantes estaban en “visible estado de ebriedad”.

“En vez de acatar la orden, se bajaron del rodado, le pegaron, lo derribaron y hasta quisieron quitarle el arma reglamentaria”, informó el medio local de Sampacho.

Vecinos que se contactaron con El Doce ratificaron la versión de que los violentos estaban alcoholizados. El agente de la Policía de Córdoba quiso frenarlos para controlarlos y terminó siendo agredido, sin respeto alguno por su autoridad.

“Prepárense, porque esto es lo que viene”

El hecho es preocupante y las imágenes a las que accedió El Doce ya empezaron a viralizarse porque demuestran la gravedad de lo ocurrido.

Un grupo de policías compartió el video y manifestó su intranquilidad porque, según ellos consideran, tienen poco poder de accionar y defensa personal ante ataques contra su integridad física.

“Es un protocolo que da todas las garantías a delincuentes y violentos”, se quejaron y criticaron incluso a las autoridades.

Le perdonaron la vida

En las últimas horas también comenzaron a difundirse audios de WhatsApp de un familiar del policía agredido. “Se salvó, le perdonaron la vida”, aseguró el hombre, que también es agente policial, contando que Fernández “tiene un hijo y familia”.

“Perdimos poder y ahora perdimos la calle con estos delincuentes. Prepárense porque esto es lo que se viene. Los ‘saros’ están muy atrevidos”, se quejó además sobre el nuevo protocolo de accionar policial y la resistencia de los violentos a los controles y a la autoridad.

Fuente: El Doce

¿Qué opinas de esta nota?