La ALEGRÍA del CRACK sanjuanino, cerca de ser seleccionado por River: «por la pelota haré lo imposible»

Se trata de Jeremías Ibañez, un adolescente que fue a probarse a River en su paso por el departamento 9 de Julio. El joven es hincha de Boca pero sueña con llegar a la elite del fútbol argentino. Ya dio un gran paso.


Jeremías Ibáñez es un joven caucetero de 13 años que sueña en grande. En la última semana, referentes cazatalentos de River llegaron a San Juan para ver a los crack que sueñan con llegar a lo máximo del fútbol argentino. En ese marco y tras el paso por 9 de Julio, el pequeño jugador del club Pie de Palo fue seleccionado para continuar con las pruebas y poder viajar a Buenos Aires.

Su papá, Sergio Ibáñez, dialogó con Diario Móvil y detalló el gran momento que viven. «Él vio la publicación de que River venía a San Juan y me dijo que se quería probar», relató. Ante eso, el apoyo incondicional estuvo, como siempre, y los nervios y ansiedad no pararon hasta el último día de pruebas.

El tan ansiado momento llegó el 9 de agosto, en el Club Sportivo 9 de Julio. Jeremías demostró su magia y quedó seleccionado para las siguientes pruebas, en la Villa Mariano Moreno, Chimbas. Estas últimas se realizaron el pasado viernes 13 y, finalmente, le dieron el visto bueno para integrar las últimas instancias de la región Cuyo.

Jeremías, en la Escuelita ARAC de Caucete, enfrentando a la cuna del fútbo, Argentinos Juniors. Foto: gentileza de Sergio Ibáñez.

Jere se formó en la humilde escuelita ARAC de Caucete, hasta los 12 años. A partir de allí, su vida como jugador juvenil inició en el Club Pie de Palo. El adolescente sanjuanino es un apasionado del fútbol y defiende todos los colores que les toca.

A su corta edad, integra el plantel de 4ta división de Pie de Palo. Algo increíble ya que esa categoría es la anterior a la primera del club.

Por otra parte, su familia es de condiciones humildes. Jeremías tiene una hermana mayor de 16 años, Guadalupe, y otra menor, de 12, Damaris. Sus papás están separados, pero recalcan la importancia de sus hijos: «siempre estaremos unidos por ellos», resaltó Sergio.

Jeremías es una pesadilla para sus rivales. Es conocido por todos los clubes de la provincia ya que les hizo goles a todos, durante su paso por la escuelita ARAC.

En ese marco, además, detalló que actualmente él y la mamá, Elvia Agüero, no afrontan un buen presente económico. Ambos quedaron sin trabajo y luchan día a día para darles lo mejor. Es así que la gran noticia de que su hijo haya quedado en River genera grandes espectativas y llena el alma.

Actualmente, defiende los colores del Club Pie de Palo, en la cuarta división, pese a su corta edad.

El joven de 13 años, es humilde y muy introvertido. «Es muy educado, muy reservado, pero ve y sabe todo lo que está pasando, veo en él todo eso», resaltó Sergio. Además, relató que Jeremías siempre les dijo que cuando sea profesional, los ayudará económicamente. Sin embargo, su sueño se presentaba con otros colores, los de enfrente. Hoy la vida lo llevó a buscar un futuro en un lugar que quizá no se imaginaba, pero por amor al fútbol dará todo.

Los Ibáñez son hinchas apasionados del Xeneize. Con los colores de Boca en el corazón, pero priorizando sus sueños, ahora le toca cruzarse de vereda. «Papi yo amo el fútbol y por la pelota voy hacer lo imposible», le dijo Jeremías a su papá, tras saber que iba a vestirse con los colores millonarios.

Eso poco le importa al progenitor que busca lo mejor para su hijo: «todo sea por el apoyo a un hijo y que él pueda demostrar lo que sabe», sostuvo el papá, orgulloso por el talento de su heredero.

Sobre sus sueños, Jeremías todos los días bromeaba con sus padres y les decía: «cuando juegue en Boca los voy a ayudar (económicamente)». Hoy la vida lo llevó a la vereda de enfrente, pero su anhelo sigue en pie.

La actualidad del adolescente caucetero es increíble. Aunque aún quedan algunos pasos para lograr el gran objetivo.

La próxima escala es Mendoza. El próximo 27 de agosto, Jeremías deberá viajar al club San Martín de la provincia vecina, para las siguientes pruebas regionales, que definirán a los jugadores de Cuyo, que integrarán las inferiores de River.

El goleador y terror para los demás clubes de San Juan. Jeremías le marcó a todos. Foto: gentileza Sergio Ibáñez.

¿Qué opinas de esta nota?