TREMENDO: el dueño de un supermercado le CORTÓ LA MANO a un presunto ladrón

Ocurrió en un supermercado chino de Santiago de Chile. El trabajador usó un hacha y le cortó la mano. Todo quedó registrado por cámaras de seguridad.


Un comerciante chino que sospechaba que uno de sus clientes le estaba robando inicio una fuerte discusión que terminó con la mano del presunto ladrón cortada de un hachazo que le habría propinado el empleado.

El altercado ocurrió el domingo pasado, luego de que se encendieran las alarmas antirrobos del comerio, ubicado en un centro de Recoleta en la capital chilena de SantiagoXianjun Wang, el encargado de la tienda, le exigió a uno de los clientes, Pablo Rojas (41) que enseñara los productos que llevaba consigo.

Pese a que el chileno manifestó en ese momento que había pagado por todos los productos, el comerciante no le creyó y tomó un machete, con el cual le terminó cortando la extremidad de su brazo. Dolida y desesperada, la víctima tomó su mano, la colocó debajo de su axilia y salió rápidamente en busca de auxilio.

Al llegar a la Sexta Comisaría de Recoleta, los carabineros detuvieron a Xianjun, y en pocas horas fue condenado a prisión preventiva e imputado por el delito de lesiones gravísimas. En tanto, Pablo Rojas recibió la peor noticia tras ser atendido por los médicos del hospital San José: su mano debía ser amputada.

En diálogo con el programa televisivo Chilevisión, la víctima confirmó que ya se encontraba «bien» en general, sin dejar de expresar su angustia por la traumática escena que acababa de atravesar: «Literalmente me embarró la vida», lamentó.

“Las personas extranjeras se están intentando victimizar, por eso quiero aclarar”, manifestó el hombre, quien reside cerca del local. Sin embargo, cuando se viralizó el video de la cámara de seguridad del local, se pudo apreciar con precisión que Rojas también agredió al empleado chino antes de que le cortara la mano, ya que se lo ve golpeando con un hacha por la espalda al imputado.

En tanto, el chileno sostuvo que no fue «con la intención de causarle daño», sino más bien «con la intención de neutralizarlo para poder salir (del local)», dado que, según especificó, antes de ser cercenado, el ciudadano chino lo apuñaló con un cuchillo cartonero en el abdomen, en momentos en que le exigía revisarlo. Por esta razón, habría buscado el objeto cortante para defenderse del ataque.

Pablo Rojas, quien trbaja como chofer en una empresa y también se dedica a confeccionar volantines, lamentó su presente a raíz de esta pelea y expresó angustiado: «¿Qué hago ahora? Me incapacitaron de por vida”, concluyó.

Crónica

¿Qué opinas de esta nota?