¿El mejor jefe? Por su esfuerzo, les regaló motos a sus empleados

Los trabajadores no tenían en qué moverse y muchas veces se exponían al calor y otras inclemencias climáticas.


Hay una imagen instalada en la opinión popular y es que los jefes suelen ser personas poco queridas por los empleados, pero Alejandro Argañaraz rompe con ese prejuicio. Se trata de un joven empresario salteño que se ganó el aplauso de sus trabajadores y gran parte de la población de Salta. Les regaló una moto 150cc 0KM a cada uno.

Argañaraz es dueño del emprendimiento metalúrgico «Don Jeremias», donde les dio trabajo a Diego y Alexis, dos muchachos de origen humilde que todos los días le ayudan con los trabajos que les encargan clientes.

Agradecidos por el esfuerzo de sus trabajadores y recordando su pasado de esfuerzo, el metalúrgico explicó que, mientras no era jefe, le tocó atravesar situaciones complicadas. «Muchas veces me tocó llegar tarde, porque se pinchó la bici, corriendo, tuve que pedir que me acerquen y cuántas cosas más», recapituló.

Hoy me toca a mi premiar a dos de mis empleados, ya que ellos no tienen un medio de movilidad para asistir a al trabajo».

«Me hubiera gustado estar en esa foto con alguno de mis exs jefes, pero Dios me dio la oportunidad de ser yo quien ayude», publicó en su Facebook.

¿Qué opinas de esta nota?