ABANDONARON a un BEBÉ en el hospital y los profesionales solidarios se hicieron cargo

«No solo le hemos tomado mucho cariño, sino que nos hemos ocupado de él, profesional y personalmente», relató una trabajadora del centro de salud de La Habana. 


Un bebé cubano de cuatro meses de nacido que fue abandonado por su familia en el Cardiocentro Pediátrico William Soler, en La Habana, ha recibido la ayuda solidaria de los trabajadores del centro.

Vanessa Regalado, enfermera de terapia, explicó que aunque desgraciadamente el niño no tiene el cariño de sus familiares, la institución lo ha acogido y le ha brindado todas las atenciones necesarias.

«Todos los colegas que trabajamos directa o indirectamente con él, no solo le hemos tomado mucho cariño, sino que nos hemos ocupado de él, profesional y personalmente. Hoy este bebé, que si bien a su llegada no contaba con absolutamente nada, cuenta con una hermosa canastilla, con todo lo que necesita, todo gracias a la bondad y el amor de todos los trabajadores del centro, de amigos y familiares», expresó.

galado se refirió a publicaciones que han circulado en redes sociales en los últimos días, en las que se pide ayuda para el bebé alegando que no tiene nada, lo que según ella es totalmente falso.

«Las bondadosas enfermeras de la terapia 1 compramos para él culeros, toallitas húmedas y otras cosas de primera necesidad, incluso nos turnamos para lavar su ropita personalmente. No desprecio las buenas intenciones de nadie y agradecemos la preocupación. Hoy Danger Núñez Tamayo, conocido más cariñosamente como Tilín, solo necesita amor, amor y amor», subrayó.

Otras personas en Internet han mostrado su preocupación por la situación del bebé, para el que han pedido donaciones de ropa y artículos que requieren los niños de su edad como culeros y biberones.

«Este pequeño bebé de cuatro meses está ingresado en el William Soler, sin familia, lo dejaron botado y necesita de muchas personas con buen corazón. (…) Por favor no se acepta dinero…», solicitó en su muro de Facebook la usuaria Amanda Maique.

ambién el proyecto Sembrando Esperanzas, una organización no gubernamental sin fines de lucro destinada a ayudar a los niños cubanos, señaló que la familia del bebé no lo atiende.

«Vamos a estar organizando una recogida de ropita, alimentos, aseo, lo que podamos recuperar para ese príncipe», anunció.

No es la primera vez que las redes sociales sirven para que los cubanos pidan ayuda para un bebé abandonado.

En 2019 varias personas denunciaron el caso de Vaiton, un niño de seis meses al que su mamá dejó en el mismo hospital pediátrico de La Habana, después de someterse a una delicada cirugía.

Así lo hizo saber en Facebook la usuaria Beatriz Batista, quien demandó la solidaridad de la gente hacia el pequeño Vaiton, ingresado en terapia intermedia, y quien estaba necesitado de pañales desechables y otros artículos.

Poco después de ese post, Batista publicó en la misma red social fotos con las donaciones recibidas para Vaiton, como toallitas húmedas, biberones y ropa.

«Que Dios lo bendiga a él y a la persona que le llevó estas cositas directo al hospital, e insiste en quedar en el anonimato», dijo.

Fuente: CiberCuba

¿Qué opinas de esta nota?