SISTEMA DE AGUAS GRISES: el nuevo método del IPV para hacerle frente a la sequía

Lo aplicarán en un barrio que está en construcción, consiste en reutilizar el el agua de los lavarropas para regar plantas previa a un filtrado.


El IPV implementará un novedoso sistema para reutilizar el agua de los lavarropas, que actualmente se tira en las cloacas y no se le da un uso. Es que la idea es implementar un sistema de filtrado de aguas grises para regar las plantas de la zona. Será una prueba piloto y si todo marcha bien se empezará aplicar en los próximos barrios de tipo monoblock y luego en los otros barrios. Se trata de un cambio que requiere mucha organización y educación parta los pobladores.

El primer barrio donde realizarán la prueba piloto es en el Los Molinos, un complejo de 264 departamentos, que se construyen dentro del plan nacional Casa Propia. Está ubicado en una zona Top en los baldíos que están cerca del Hiper , muy cerca de donde estará la Ciudad Judicial.

«La idea, es comenzar a trabajar con el tema de las aguas grises. Todos estamos al tanto de la situación de la falta de agua en la provincia y como estos Barrios van a tener espacios comunes, dónde hay que regar y tener arboleda, se vio una iniciativa desde el área de Planificación del IPV, que fue la empezar a trabajar en ese sentido», adelantó el titular del IPVB Marcelo Yornet a One Radio.

¿En qué consiste?

«Vamos a comenzar con esta prueba piloto en estos departamentos. Lo que se va a tomar, por ahora, es el agua de lavarropas. Vamos a conectar por una cañería diferenciada esa agua y eso va a ir unos humedales, dónde hay una especie de cantero, dónde esa agua entra tomada de los lavarropas de los distintos mónoblokcs», explica Yornet.

Pero, previo al ingreso a los humedales, «el agua va a pasar por un filtrado qué consiste en distintas granulometrías de piedras.  Esa agua también pasará por diferentes plantas como juncos y totoras, qué son las encargadas de transformar el agua en un agua qué se puede reutilizar para el riego de las plantas, no para consumo humano».

¿Sólo para agua de lavarropas?

«Por ahora solo es agua de lavarropas, no de la cocina porque hay que incorporar trampas de grasa y requiere toda una estructura diferente. Más adelante, se puede incorporar el agua de las duchas o de los lavatorios, qué son aguas parecidas y qué no tienen esa situación de grasa», aseguró el funcionario.

¿Qué opinas de esta nota?