Encontraron muerta a la enfermera que estaba desaparecida

Desde el viernes no se sabía nada de ella, había salido a trabajar, pero nunca llegó; tres días más tarde la encontraron sin vida en su propia casa. 


Elizabeth Di Legge estaba desaparecida desde el viernes, cuando se dirigía al Hospital Churruca para tomar su turno como enfermera pero nunca llegó. Después de tres días de intensa búsqueda, el misterio llegó abruptamente a su fin este mediodía. La encontraron muerta en su propia casa.

Uno de los perros rastreadores de la policía fue el que marcó frenéticamente este lunes la entrada del mismo domicilio por el que durante las últimas 72 horas desfilaron los investigadores y los medios periodísticos. Así, se desplegó un nuevo procedimiento y esta vez dieron con el cuerpo de la mujer que estaba desaparecida en uno de los ambientes de la vivienda.

En plena investigación, trascendió que la enfermera tenía colocada una vía de suero y ahora tendrán que determinar si se quitó la vida o si fue víctima de un femicidio. Mientras tanto su esposo, Silvio Eduardo Espíndola, de 44 años, permanece demorado y con custodia en el domicilio, hasta tanto se resuelva su situación.

¿Se mató o la mataron?

En distintas entrevistas durante el tiempo que duró la búsqueda de la mujer, la pareja de Elizabeth reconoció que la noche anterior a la desaparición había discutido con ella por un tema relacionado con los hijos pero le quitó importancia a la pelea.

Aseguran que Elizabeth Di Legge era víctima de violencia de género y apuntan a su esposo. (Foto: TN).
Aseguran que Elizabeth Di Legge era víctima de violencia de género y apuntan a su esposo. (Foto: TN).

Si bien no hay confirmación aún de la existencia de alguna denuncia previa por violencia de género, los primeros testimonios de los vecinos reunidos en el lugar coinciden en los presuntos maltratos que sufría la mujer por parte de su pareja.

“Él la mató física y psicológicamente”, aseguró una vecina a TN este mediodía tras el hallazgo del cuerpo, en alusión al hombre que ahora está demorado por el hecho. Además, la mujer apuntó que tiene capturas de los mensajes que intercambiaba con la enfermera que demostrarían que era víctima de la violencia de su esposo.

“Imaginate que cuando llego estoy destruida y encima acá cada pelea con el otro HDP”, habría escrito Elizabeth Di Legge en uno de esos mensajes enviados por WhatsApp, y agregaba: “Estoy muy triste, me trata mal y mi casa es un desorden”.

Di Legge tenía una discapacidad auditiva y, según advirtió su familia al momento de radicar la denuncia por su desaparición, tomaba una medicación psiquiátrica.

Fuente: TN

¿Qué opinas de esta nota?