Meli, la sanjuanina con Síndrome de DOWN que quedó en PLANTA permanente en el Centro Cívico: «Me siento muy FELIZ»

Se trata de Melisa Alaniz, de 36 años, quien trabaja en el Ministerio de Educación de San Juan. La joven se convirtió en la primera persona con síndrome de down en pasar a planta permanente del Gobierno de San Juan.


Melisa Alaniz es una joven de 36 años que padece síndrome down, pero esa patología no fue un impedimento para que pueda estudiar y trabajar. Meli, es la menor de 5 hermanos, todos los demás son varones y a los cinco años comenzó a ir a la Escuela Aleluya.

En dialogo con Diario Móvil, la joven comentó:  «Hace 9 años empecé a trabajar en el Ministerio de Educación, en la Dirección de Educación Privada. Comencé como becada a través de un convenio con A.R.I.D. (Asociación Civil para la Realización e Inclusión de las Personas con Discapacidad) y estuve en esa condición durante 2 años. Luego, en 2015 me hicieron contrato y este año, el 8 de abril, me nombraron como planta permanente».

«Me siento muy feliz y muy útil y querida por mis compañeros , la directora y supervisores siempre me trataron como una empleada más y me enseñaron un montón», agregó Meli.

La joven contó las funciones que realiza en su trabajo: «Mis funciones son administrativas. Trabajo en la oficina de personal por lo que sello nombramientos, oficios, realizo atención al público a los secretarios de los colegios privados , saco fotocopias , telefonista o cualquier tarea que me pidan».

«Me siento muy feliz y emocionada de ser la primera persona con síndrome de down nombrada en planta en el centro cívico . Es un gran logro para mí y agradezco en primer lugar a mis padres y mi familia por el apoyo que siempre tuve de su parte, porque creyeron en mi esfuerzo de irme superando», sostuvo Melisa.

Para finalizar, la joven dejó un mensaje para las otras personas con discapacidad: «El lema nuestro es las personas con discapacidad siempre se puede, debemos luchar por nuestro derechos. Que las demás personas nos consideren como uno más y que somos capaces, que confíen en nosotros que haya más inclusión en las escuelas, universidades y trabajos, no bajemos los brazos y demostremos de lo que somos capaces».

¿Qué opinas de esta nota?