EMOCIONANTE: Sanjuaninos en situación de calle celebrarán NAVIDAD en el Refugio Aguila

El costo de celebrar nochebuena en la explanada del Cívico implicaría cerrar el espacio para albergar a personas en situación de calle, por eso; redoblaron la apuesta y necesitan ayuda.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.


Hace un par de años el grupo Incluite, una red de voluntarios sanjuaninos, tuvo una gran idea local. Le pusieron «Alas de Navidad» a la cena de Navidad, en la explanada del Centro Cívico, para compartir con todas las personas en situación de calle.

La cena se repitió el año pasado, y por partida doble: en Nochebuena y en Nochevieja.

Y este año, se transformará en una cena en el hogar que construyeron en los últimos 6 meses. Se trata del Refugio Águila, levantado en la cochera de Vivi Fornés.

«Este año también festejamos Navidad, y por primera vez en nuestro nido, nuestro hogar, nuestro refugio. Este 24 de diciembre queremos festejar con los chicos del refugio y algunos invitados mas» contó Fornes.

La idea es que todas las personas que estén en situación de calle puedan tener un día especial, en una fecha tan sensible.

En la lista de necesidades para hacer posible esa realidad está la comida: pollos, lechuga, papas, huevos, zanahorias, helado, pan dulce, jugos, frutas, regalitos de hombre como por ejemplo: desodorantes, colonias.

«Comida es lo que más cuesta, para este día y para todos los días. En el refugio los chicos meriendan, cenan y desayunan para después irse a trabajar», contó Vivi.

«Son hombres con hambre, imaginate la necesidad de comida»

Afortunadamente con mucho esfuerzo y la solidaridad de amigos del refugio pueden salir adelante. «Diego Recabarren es un chef amigo que nos cocina, Oscar Bustos de «Rocío comidas», los chicos de «La Paisanita» y «La Pana» que nos ayudan con alimentos.

El refugio movilizó un montón de voluntades que hacen soñar al grupo con seguir manteniendo las puertas abiertas. Nació con la idea de ofrecer techo durante el invierno pero continuará durante el verano.

«Para hacer la cena de Navidad tenía que cerrar el refugio. Elegí el refugio. Casi todos los días vienen hombres de distintas edades a preguntar si hay lugar y a un montón les he tenido que decir que no. Vienen chicos muy jóvenes, de 18 años algunos», comentó Viviana.

Voluntarios, residentes y Katy, una sola familia. Foto: Marcos Agüero para DIARIO MÓVIL

Y además de la necesidad del lugar, lo que la motiva a seguir es que ha visto cómo cambian en su día a día. «Hubo pibes que se fueron porque consiguieron trabajo o dónde vivir. Otros tenían problemas con el alcohol y han dejado. Les hace re bien sentirse incluidos. Por eso les busco también un trabajo ese día o una actividad. Me gustaría que nos presten trajes de Papá Noel y nos donen juguetes o golosinas para que ellos repartan a los niños del barrio».

Vivi Fornés agradeció a los amigos y voluntarios que la ayudan todos los días, como Vanina Marinero, Erica Segovia y su novio que todas las semanas se acercan a dar una mano. «Cristina Alcocer es la payasa que nos presta trajes. Lavadero y tintorería Total Clean nos lavan las sábanas todas las semanas. Verónica Gutierrez, estudiante de coach, una vez a la semana viene a darles una charla a los chicos. Todos ellos hacen trabajo solidario y desinteresado, solo para ayudar a los amigos sin hogar. El ministro Armando Sánchez, la Municipalidad de Capital, el ministro Ortiz Andino de Infraestructura, la Policía de la provincia y el senador Roberto Basualdo», enumeró.

Si queres ser parte de la cena de Navidad, comunicate al 2644031119. Si compartis ya estas colaborando.

¿Qué opinas de esta nota?