«La humanidad está perdida», el último mensaje de la policía asesinada

Los investigadores creen que se trata de un femicidio y apuntan contra su pareja.


Una sargento de la Policía bonaerense fue asesinada a balazos este domingo en su casa de La Plata. En las redes sociales, su última actividad había sido el viernes, con una profunda reflexión: «La sociedad está jodida, la humanidad está perdida». Los investigadores creen que el autor del femicidio fue su pareja, también policía, quien intentó suicidarse de un disparo en la cabeza.

El mensaje lo publicó durante el mediodía del viernes en su cuenta de Facebook. En él citó una serie de situaciones que se produjeron durante los últimos días, que tuvieron como factor común la violencia. «Un anciano es asesinado por robar comida», escribió en un fragmento. Y en otro sumó: «Muchos maltratan y matan animales indefensos».

«Homicidios, violaciones, desapariciones, trata de personas, abusos… políticas y políticos que generan violencia y odio», planteó en su último escrito Laura Romina Gutiérrez, que fue asesinada en el departamento de la planta baja de un edificio ubicado en la calle 2 entre 61 y 62, en la capital bonaerense. Allí convivía con el presunto femicida, que cumplía funciones en la División de Caballería de la fuerza.

«El mundo sigue su rumbo, girando hasta agotarse», publicó la mujer en su última publicación. Según voceros de la investigación, el crimen fue descubierto por una amiga de Gutiérrez, la también sargento Daiana Salas, que al no poder comunicarse con ella, alertó al servicio de emergencias 911 y fue a buscarla a su domicilio.

Al llegar al lugar, la amiga de la víctima y otros agentes advirtieron la presencia de sangre debajo de la puerta de entrada del departamento. Al ingresar, la encontraron muerta, tirada en el piso y boca arriba. A poca distancia del cuerpo había una pistola calibre 9 milímetros, junto a algunas vainas servidas.

En tanto, su pareja, identificada como Danilo Alberto Acevedo, se encontraba «herido e inconsciente», explicaron las fuentes, también recostado sobre el suelo y con un gran charco de sangre alrededor. La Policía solicitó auxilio al Sistema de Atención Médica de Emergencias (SAME) de inmediato, y el presunto femicida fue trasladado en una ambulancia al Hospital San Martín de La Plata.

Allí, los médicos que lo asistieron constataron que el hombre presentaba dos orificios en la cabeza, uno de entrada en la parte frontal del cráneo y otro de salida en el hueso occipital, por lo que hasta este mediodía era intervenido quirúrgicamente bajo custodia policial.

En la causa interviene la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 16 del Departamento Judicial de La Plata, a cargo de Juan Cruz Condomí Alcorta, quien caratuló el expediente como «femicidio seguido de suicidio en grado de tentativa” y dispuso las diligencias correspondientes para avanzar con la causa.

Fuente: TN

¿Qué opinas de esta nota?