En el Avión venezolano viajaba un militar del fallido golpe de Chávez: Fernández no lo vincula a la ilegalidad

El ministro de Seguridad de la Nación cree que podría tratarse de un vuelo de instrucción. En la aeronave, que tuvo una misteriosa escala en Córdoba, viajaba una tripulación compuesta por 14 venezolanos y cinco iraníes


El ministro de Seguridad, Aníbal Fernández, destacó que «hasta ahora no se ha encontrado nada» que vincule al avión venezolano y a la tripulación con actividades ilegales, por lo que «es una posibilidad cierta» que se haya tratado de un vuelo de capacitación.

«Hasta ahora no hemos encontrado nada que diga que tiene que ver con otra cosa, por lo que es una de las posibilidades cierta» que se trate de un vuelo de capacitación, como esbozó el interventor de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Agustín Rossi, sostuvo el funcionario nacional.

En declaraciones a la prensa, el integrante del Gabinete destacó que «ninguno de los tripulantes tiene alertas rojas de Interpol» y remarcó que «después de que llegó el avión, la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) recibió información de algunas agencias respecto al avión».

Al ser consultado sobre si debería reformarse algún aspecto del sistema de Inteligencia, Aníbal Fernández consideró que «los sistemas de alertas que tiene la Argentina son muy buenos y están funcionando muy bien». Asimismo, aclaró que los tripulantes venezolanos e iraníes «no están privados de la libertad», pero no pueden salir del país debido a que se les retuvieron los pasaportes.

Uno de los venezolanos que están bajo la lupa en la Argentina por el avión retenido en Ezeiza despertó la atención de la actual oposición en su país de origen. Se trata del capitán Cornelio Antonio Trujillo Candor, señalado como uno de los pilotos de combate que participó en el intento de golpe de estado de Hugo Chávez el 27 de noviembre de 1992, que tuvo como resultado más de 170 muertos.

Este militar forma parte de la tripulación que no puede dejar la Argentina mientras avanza la causa penal activada luego de que la DAIA reclamara iniciar una investigación por posibles vínculos de algunos de los pilotos con el terrorismo.

El capitán Trujillo Candor trabaja desde 2018 en la aerolínea de bandera venezolana Conviasa. Trujillo fue gerente general de Seguridad Aeronáutica del Instituto Nacional de Aeronáutica Civil (INAC) en Venezuela y también tuvo nexos importantes con el gobierno del fallecido Hugo Chávez. Hasta abril del 2021 fue director de operaciones de la línea aérea venezolana Conviasa.

El levantamiento de 1992 tenía como objetivo la liberación de Hugo Chávez y la captura del presidente Carlos Andrés Pérez. Chávez estaba en prisión tras su rendición en el golpe fallido del 4 de febrero.

Con información de NA y TN.

¿Qué opinas de esta nota?